Más de 150 personas asisten en Entre Ríos al Entrenamiento E4

Qué maravillosa jornada de entrenamiento vivimos en la provincia de Entre Ríos. Se dió lugar en la ciudad de Concepción del Uruguay, un entrenamiento E4 para congregaciones de la ciudad y pueblos aledaños.  Más de 150 personas apasionadas por el evangelismo decidieron invertir un día en alcanzar su próximo nivel en predicar el evangelio. Lanzar un mensaje simple, breve y claro es la clave de la efectividad. 

Uno de los objetivos del entrenamiento E4 es activar a las congregaciones a cumplir el mandato del Señor Jesús, ir por todo el mundo y predicar el evangelio a toda criatura. La realidad con la que nos encontramos es que muchos desean predicar y anunciar el evangelio, pero su pregunta es: ¿Cómo lo hago?, ¿Qué digo?, ¡No tengo confianza!, ¡Tengo miedo!. Jóvenes, adultos y abuelos, hombres y mujeres, fueron parte de ésta extraordinaria experiencia, sin dudas que no hay edad para obedecer y cumplir el llamado del Señor Jesús.

Por la mañana vivimos un poderoso tiempo de adoración, ministración y enseñanza dictada por el Ev. Juan Lucas Roselli. Se enseñó a pescar, a cómo armar un mensaje evangelístico, sus partes y se hizo énfasis en el arte del llamado al altar. Cómo remarcó Roselli, no salimos a las calles a predicar un mensaje, salimos a las calles a hacer llamados al altar.

Por la tarde nos dividimos en diferentes grupos liderados por Evangelistas Asociados a Comisionados, graduados de los Campamentos Avivamiento, que mentorean personalmente a cada uno de los estudiantes, ayudándolos a afilar su mensaje, vencer miedos y tomar confianza para salir a las calles a anunciar las Buenas Noticias de salvación.

Finalizando la tarde, salimos a predicar el evangelio a más de 10 puntos diferentes de la ciudad. Sin duda fue una invasión del evangelio sobre Concepción del Uruguay. Éste fue sólo el comienzo, es tiempo de levantarse e ir. En una hora y media de predicación callejera se tomaron 90 registros de decisión por Jesús. 

Cerramos la jornada con un testimonio, uno más impactante y poderoso que otro. «Estoy sorprendido, jamás agarre un micrófono y menos para predicar, no supe a que venía al entrenamiento, pero me lance en la calle a compartir las Buenas Noticias luego de las enseñanzas y ver frenar a las personas a escucharme y recibir a Jesús como su Señor y Salvador, me lleno el corazón para seguir adelante», nos compartía uno de los estudiantes. Otra estudiante nos compartió un testimonio que nos conmovió a todos: «Una abuela se paro en la calle con su nieta a escuchar el mensaje del evangelio, cuando hago el llamado aceptan a Jesús como su Salvador, y sin dudas que fue su Salvador, la joven muy apenada me compartió que tenía pensado quitarse la vida en estos días». ¡Aleluya!

Hoy no fue un día más para los estudiantes del entrenamiento E4, vuelven a sus congregaciones a encender la pasión por las ALMAS.

Muchas Gracias a los Pastores de Catedral de la Fe Concepción del Uruguay por anfitrionar este evento y a los consejos pastorales de la ciudad y pueblos aledaños por apoyar la visión de Comisionados.

¡Nos vemos en los campos, es tiempo de levantar la cosecha!

Scroll al inicio